Ciudad de México.-
 La actriz mexicana Salma Hayek hace su debut en Facebook, y anuncia su llegada oficial a dos redes sociales más: Twitter e Instagram.

De acuerdo con el portal abc.es, la intérprete veracruzana acudió a una ronda de preguntas y respuestas en el Advertising Week Europe de Londres y señaló que si bien ha sido renuente al uso de estas herramientas, ahora las utilizará para promover lo que ha denominado como la «revolución pacífica» de las mujeres.

La actriz de 48 años, si bien ya tenía una cuenta en Facebook, no era usada para propósitos personales. Hasta el mes de octubre, su cuenta en la red de Zuckerberg se utilizaba para difundir enlaces a noticias y videos sobre el empoderamiento de las mujeres.

Este lunes la actriz aprovechó para enviar su primer mensaje personal.

La vida es sobre nuevos descubrimientos, así que hoy, tras décadas de una alergia autoimpuesta a la tecnología, estoy perdiendo mi virginidad en redes sociales", publicó la nominada al Oscar por su papel en 'Frida'.

"Quiero estar ahí para la gente que me ha apoyado todos estos años. Estoy agradecida con ellos, y espero que así me conozcan mejor. Estoy ansiosa de comenzar esta nueva aventura con ustedes y espero que sea divertido e inspirador", escribió.


La méxicana señaló al Advertising Week Europe que sus cuentas en Twitter e Instagram no verán luz hasta este martes, y aclaró que tratará de utilizar estos canales para ayudar a las mujeres a atacar problemas como el envejecimiento o los estereotipos de la imagen del cuerpo.

Hayek confesó que se considera una 'rebelde', que no desea hacer lo que todo el mundo, razón por la que ha tardado tanto en entrar en el mundo de las redes sociales. "Me resistí. Tenía esta idea de que debía estar presente. Yo no estoy llamando o escribiendo siempre. Cuando estoy con alguien, estoy de verdad. Siento que a veces las personas no están tan presentes debido a las redes sociales", confesó en el Advertising Week Europe, según recoge 'The Guardian'.

Sin embargo, por otra parte, ha reconocido el poder que han representado estas herramientas, razón por la que ahora ha decidido darles un voto de confianza.

"No se puede negar que son una parte importante de la vida. La fuerza de la tecnología es que todo el mundo tiene una voz. Las personas han recuperado algo de poder, y hay mucha esperanza en eso. Creo que muchas veces los poderosos, en las grandes corporaciones, dictan la forma de ser. Esta es una revolución pacífica", dijo.